Esta tienda utiliza cookies y otras tecnologías para que podamos mejorar su experiencia en nuestros sitios.

aceptar

Categorías

Formulario de pedido rápido

¿Ya sabes los productos que quieres pedir?

Haga clic en el botón de abajo para acceder a nuestro formulario de pedido rápido y ahorrar tiempo.

COMPRAR AHORA

logo
¿Conocías estos tipos de escobas?

Desde la época del renacimiento tenemos conocimiento de la existencia de la escoba. Su antigüedad es casi tan sorprendente como su utilidad, y es que hoy en día sigue siendo un indispensable en nuestra rutina diaria de limpieza. Las necesidades actuales requieren de una vuelta de tuerca al concepto de escoba a través de los materiales de fabricación; y por ello estos cepillos tienen una diferencia sustancial con respecto a sus antecesoras. Te mostramos a continuación una recopilación de algunos de estos cepillos, y te contamos para qué pueden ser de tu utilidad.

Escoba de paja de arroz: la conocemos por ser una de las escobas de toda la vida para la limpieza de los espacios y el recogido de suciedad. de gran utilidad para desempolvar las alfombras y enderezarles el pelo. También son muy útiles para barridos de grandes zonas como el patio o la terraza.

Escoba de grama o nylon: su resistencia la hace una candidata ideal para algunas de las zonas más conflictivas en el hogar como son las cocinas, pues es especialmente recomendable para el lavado de los suelos sucios de grasa.

Escoba de Microfibra antibacterial: pese a que no es tan dura su efectividad no tiene límites, y es que este tipo de escoba de microfibra está pensada y es apta para suelos de parqué, mármol, porcelanato o cerámica entre otros materiales. Llega hasta los poros más profundos limpiando y eliminando eficazmente la suciedad.

Escoba de crin: esta escoba es una de las más habituales en la zona del hogar. Está hecha de crin, un material resistente y que ha sido utilizado desde siempre. Actualmente también hay una versión plana para mayor facilidad a la hora de realizar la limpieza debajo de muebles o en rincones de difícil acceso. Proporciona un barrido corriente y eficaz.

Escoba aplicadora de cera: este tipo de escoba está formado por un patín grande de fieltro con un depósito de cera líquida. Además de esto, puede incluir una almohadilla de viruta de acero para raspar la madera y facilitar la tarea de limpieza. Este tipo de escoba permite esparcir la cera por todo el espacio de madera de forma uniforme y sacar brillo a la superficie sin esfuerzo.

Escoba de Esponja: Un híbrido entre una escoba y una fregona, y es que, si la zona se ha llenado de agua por algún motivo, necesitas achicarla y la fregona tradicional se vuelve inservible, la mejor manera es apartar el máximo de agua posible con este tipo de escoba. Esta provista de un dispositivo para enjuagar la esponja y puede eliminar progresivamente el agua. Normalmente es aconsejable para el lavado de los suelos siguiendo la línea de las fregonas.

Escoba Mecánica: la comodidad hecha escoba. Esta escoba se desliza por todo el espacio gracias a sus cepillos giratorios, que permiten despejar los suelos de las migajas hilachas. Sin duda una gran aliada para el día a día en lugares como el comedor o la cocina donde más se suelen acumular pequeños restos de comida o suciedad. Es mecánica por lo que solo tendrás que deslizarla y dejar que realice su trabajo.

¿Los conocías? Estamos seguros de que en más de una ocasión los has tenido delante e incluso forman parte de tu día a día. Cuéntanos tu experiencia, cuál es tu recomendación y no te pierdas todo lo que encontrarás en la sección Información del blog de Senegar. En este espacio podrás leer sobre los tipos de fregonas para elegir una que se adapte a tus necesidades, cómo afecta la limpieza en tu estado de ánimo o formas de realizar una limpieza profunda con métodos como el Método KonMari.